Proyecto Educativo

Construir la vida es construir un mundo, ser un eterno aprendiz, un buscador de la verdad… Sólo hay que creer en los propios sueños y echarse a andar … En el camino descubrirás que no estás solo porque los cimientos de tu vida serán el Amor, el Esfuerzo, la Disciplina y la Esperanza en que fuiste formado…

JRP

Los fundamentos de la acción educativa que distingue a nuestro Colegio están contenidos en los siguientes principios generales:

  1. Asumimos una visión integradora de la persona humana, lo cual implica aceptar su diversidad connatural con sus diferencias y potencialidades específicas, potenciando de este modo el cultivo del respeto y la no discriminación entre todas las personas.
  2. Participamos, además, de una concepción de valores que se inscribe dentro de la cultura Occidental-Cristiana, y sostenemos que la dignificación del ser Humano se promueve a través del trabajo individual y en equipo, sobre la base del respeto mutuo, la responsabilidad compartida, la honestidad, la solidaridad y el espíritu emprendedor.
  3. En este contexto, la acción educativa que pretendemos desarrollar y que ofrecemos a nuestros alumnos y sus familias, busca crear un clima propicio, facilitador y cálido para que la persona encuentre su propio camino, entregándole las herramientas necesarias y acompañándole en el proceso de construcción de un proyecto de vida propio. En este sentido, la formación que deseamos fomentar hace imprescindible el apoyo familiar y su colaboración directa ante los acuerdos específicos y las disposiciones normativas y reglamentarias vigentes en el Colegio.
  4. Nuestro estilo educativo busca promover aprendizajes significativos, no sólo para una futura vida profesional y laboral, sino que fundamentalmente para alcanzar un desarrollo personal conforme a sus propias capacidades e intereses sobre la base de una autoestima positiva y el reconocimiento de los demás.
  5. En relación a la formación ética, aceptamos, con amplitud de criterios, distintas creencias, ideas y opiniones personales, reconociendo en el diálogo respetuoso una fuente permanente de humanización, de superación de las diferencias y de aproximación a la verdad personal y socialmente considerada.
  6. En cuanto al desarrollo humano e intelectual, nuestro Colegio privilegiará actitudes y metas cognitivas como: el espíritu emprendedor, la colaboración del trabajo en equipo, junto a un rendimiento académico significativo, acorde con las capacidades e intereses de cada alumno.
  7. Dentro de nuestra línea educativa, consideramos imprescindible que nuestros alumnos desarrollen su capacidad creativa tanto en el plano intelectual como artístico, así como su capacidad expresiva y de comunicación de ideas y sentimientos, en pos de promover el crecimiento y la autoafirmación personal dentro de un contexto de una sana convivencia.
  8. La misión de nuestro Colegio en relación a sus alumnos consistirá en ayudarlos a desarrollarse sana y felizmente, siendo leales a la vocación de que son portadores, participando en forma activa, consciente, responsable y eficiente en cada uno de los contextos en que se desenvuelva. Este proceso de mayor humanización se generará a través de un encuentro productivo de los alumnos con el saber, lo cual implica aprendizaje en valores, conocimientos intelectuales y desarrollo de habilidades junto con el reconocimiento y valoración de todas aquellas experiencias humanas que se consideren significativas, vale decir que nuestro Colegio pretende provocar aprendizajes útiles para la vida de sus alumnos, a través de la adquisición de saberes que, desde lo intelectual, manual, artístico y valórico, favorezcan el desarrollo integral del ser humano.
  9. El estilo educativo que hemos descrito, requiere, por lo tanto, de educadores verdaderamente comprometidos con su vocación formadora, personas íntegras capaces de poner al servicio de las necesidades individuales y generales de sus alumnos, todas sus capacidades profesionales, sus experiencias y valores personales porque creemos que es posible educar a través del diálogo, la mirada y la palabra, es decir, que promovemos una educación basada en el propio ejemplo de vida, en el diálogo, y en el respeto sinceros.

LINEAS DE ACCIÓN EDUCATIVA

A. DE LOS DOCENTES.

El trabajo del profesor de nuestro Colegio procurará siempre:

  1. La aceptación de las diferencias entre las personas.
  2. El respeto al ritmo particular de cada alumno.
  3. El fomento del trabajo en equipo y la colaboración.
  4. La valoración del esfuerzo y la constancia en el trabajo
  5. La estimulación y el refuerzo positivos.
  6. La atención a las necesidades específicas de cada alumno.
  7. Una evaluación continua
  8. La búsqueda de la creatividad
  9. El cultivo de una libertad responsable
  10. El fomento de la rectitud y la veracidad.
B. DE LOS ALUMNOS.

El perfil de un alumno de nuestro Colegio supone que éste será capaz de:

  1. Acatar las normas establecidas en el reglamento de disciplina vigente.
  2. Cumplir responsablemente con los deberes y tareas asignadas.
  3. Manifestar siempre conductas de respeto y solidaridad hacia su grupo de pares y todos los miembros de la Comunidad Educativa.
  4. Mantener una actitud y conductas que favorezcan la integración y no discriminación de las personas con las que debe compartir en el contexto escolar.
C. DE LOS APODERADOS.

Será responsabilidad de estos:

  1. Asistir a las reuniones establecidas por la Unidad Educativa.
  2. Revisar la agenda del alumno en forma permanente para verificar comunicaciones e informativos.
  3. Colaborar con las diversas actividades organizadas por la Unidad Educativa respectiva.
  4. Dar cumplimiento a las sugerencias y acuerdos propuestos por la Unidad Educativa u otra instancia acreditada en el Colegio.